Empeñar tus bienes y pagar una deuda

Empeñar tus bienes y pagar una deuda, ¿buena o mala idea?2 min read


En ocasiones los cálculos en las finanzas pueden salirse de control, en especial cuando ya no se tienen opciones para asegurar una estabilidad financiera. Normalmente las personas acuden al empeño de bienes cuando tienen que pagar una deuda, desahogar gastos inmediatos como enfermedades, gastos escolares o para reponer la economía familiar después de temporadas festivas.

Se pueden empeñar desde electrodomésticos, joyería, motocicletas, hasta artículos de colección o autos, sin embargo hay artículos que son complementarios, por ejemplo un teclado para PC, que aunque tenga un costo considerable no lo aceptarían en una casa de empeño porque pertenece a un grupo de artículos con una demanda muy baja.

La idea principal de acudir a este tipo de financiamiento es conseguir dinero rápido y después poder recuperar lo que se ha empeñado, pero obtener dinero rápido por este medio tiene un costo ya sea por resguardo, seguro contra robo (depende del bien) y la mayoría de las veces este tipo de entidades evalúan el valor de la prenda y pueden ofrecer hasta menos del 50% del valor original del artículo que has presentado.

¿Es buena idea pagar deudas por medio del empeño?

Una de las recomendaciones que siempre realizamos es: no endeudarse para pagar una deuda. Te recomendamos analizar muy bien esta opción, ya que la mayoría de las veces puede implicar perder un bien que tal vez más allá del valor material, puede tener un valor sentimental y, además, el tiempo y costo de recuperación pueden ser más altos de lo que imaginabas.

Como lo menciona El Economista en su “Guía para no quedar atrapado en el empeño”, es recomendable: leer por completo el contrato, verificar que la entidad a la que se acude es fidedigna y contemplar que al final el bien que se está empeñando puede considerarse una pérdida mayor.

Toma tu decisión de acuerdo a lo que te conviene, en el caso de pagar una deuda existen aternativas que no comprometen tus bienes ni mucho menos tu estabilidad financiera. Antes de empeñar bienes considera los siguientes puntos:

Pros:

  • Es un medio para conseguir dinero rápido y fácil.
  • Se puede recuperar los bienes prendados.
  • La gama de artículos que se pueden empeñar es amplia.
  • Existen entidades que tienen un contrato de por medio, ofreciendo una garantía para sus clientes.

Contras:

  • Empeñar puede incluir costos adicionales.
  • Existe la posibilidad de perder el bien.
  • Hay muchas casas de empeño “patito”.
  • Se puede generar una deuda.

 

Otros artículos que te pueden interesar: