vendieron mi deuda

Vendieron mi deuda, ¿qué hago?5 min read


¿Sabías que eso pasa? Seguro muchos no, otros tal vez tenemos noción de que eso sucede, pero en realidad no conocemos el por qué ni el cómo la deuda que una vez tuvimos con un banco o tienda departamental, ahora pertenece a un bufete de abogados o a un despacho de cobranza.

Para entenderlo mejor, vamos a empezar desde lo básico.

Es importante saber que todas las instituciones que otorgan crédito, dividen sus carteras en dos segmentos:

  • Cartera vigente: clientes que se encuentran al corriente en el cumplimiento de sus obligaciones de pago.
  • Cartera vencida: clientes que reportan atraso en el cumplimiento de sus obligaciones de pago.

Me voy a enfocar en la cartera vencida, porque es posible que un tercero -despacho de cobranza, jurídico, una agencia de abogados, contadores y/o administradores haya comprado tu deuda si han pasado más de 90 días luego de tu último pago.

Cabe señalar que de acuerdo con el Banco de México (Banxico), la cartera vencida entre los usuarios de la banca comercial que cuentan con créditos al consumo se ubicó en 41 mil 199.9 millones de pesos durante octubre de 2017. Lo que representa un incremento de 9.1% respecto a la registrada en el mismo mes de 2016.

¿Esto qué significa?

Muy sencillo. Por alguna razón, las personas que adquirieron financiamiento a través de tarjetas de crédito, préstamos de nómina, personales o compraron bienes de consumo duradero como automóviles, muebles y artículos electrónicos, dejaron de pagar y se ubicaron en la “lista negra” de los bancos; es decir, se convirtieron en clientes morosos.

vendieron mi deuda

¿Cómo puedes saber si tu deuda ya cambió de acreedor?

Debes consultar tu historial crediticio en el Buró y verificar si tu deuda aún pertenece a la entidad con la  que hiciste el trato. Es importante, ya que aún cuando recibas llamadas de cobranza, existen casos en los que esas firmas sólo son intermediarios y la deuda aún pertenece al banco. Pero, si ya cambió, lo primero que debes hacer es verificar en el Directorio de Adquirientes todos los datos de la empresa con la que deberás liquidar tu adeudo.

La realidad es…

Ni la Comisión  Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (CONDUSEF) y tampoco la Procuraduría Federal del ConsumIdor (PROFECO), regulan a estas entidades, factor que da pie a malas prácticas de las que, seguramente, alguna vez hemos escuchado o, peor aún, sido víctimas.

Si alguna vez has pasado por esta situación, es muy probable que conozcas los malos tratos que caracterizan a algunos despachos de cobranza.

Pero no todo está perdido.

En 2017, el pleno del Senado aprobó una reforma al Código Penal Federal que sanciona hasta con seis años de cárcel a los abogados, empresas y bufetes dedicados a la cobranza extrajudicial que, en muchas ocasiones, hostigan y amenazan a los clientes.

De acuerdo con el artículo 284 Bis, la sanción va de uno a cuatro años de prisión y la multa  para quien lleve a cabo la actividad de cobranza extrajudicial ilegal, puede ir de 50,000 a 300,000 pesos.

vendieron mi deuda

Además, de acuerdo con el Artículo 17 Bis, al momento de realizar los cobros, el despacho de cobranza y las entidades deberán ser identificables plenamente. Si no lo hacen, debes saber que, por ley, las entidades con las que tienes la deuda tienen la obligación de hacer de tu conocimiento el nombre del despacho, dirección, teléfonos y nombre de los socios, ya que las instituciones bancarias deben supervisar constantemente las actividades realizadas por esos terceros, así como el estado de los reclamos presentados.

¿Qué debes hacer?

Una vez que verificaste quién es el dueño de tu deuda y accedes a liquidar el adeudo, lo ideal es solicitar apoyo de la Condusef, de tal modo que el trato al que llegues con la otra parte, quede estipulado por escrito y en presencia de un conciliador, de esta manera habrá un documento que certifique o compruebe que la deuda fue saldada.

¿Y mi historial de crédito?

Recuerda que en el historial crediticio queda registro de todo, pues muestra nuestra capacidad de endeudamiento y de pago. Desde la liquidez con la que realmente cuentas, los tiempos de atraso al efectuar tus mensualidades y si, definitivamente, no pagas. Todo ello es tu carta de presentación ante una entidad financiera.

Por ello, si llegas a esta situación, es muy probable que tu historial crediticio quede con una mala nota aún cuando cubras el saldo total de la deuda. Esto podría ocasionar que, en el futuro, cuando necesites un crédito bancario, te lo nieguen.

¿Se puede evitar?

Tal vez no puedes evitar que otros adquieran la cartera vencida de los bancos, pero lo que sí puedes hacer es mantener hábitos financieros sanos. Si no te atrasas en los pagos, no tendrás que pasar por estos embrollos; sin embargo, cuando ya te sobreendeudaste y no puedes pagar, lo mejor es que te acerques con los expertos.

Según sea tu caso, una reparadora de crédito te brindará el apoyo que necesitas para liquidar esas deudas obteniendo un descuento que puede ser hasta del 70%, te ayudará con las llamadas de cobranza y lo mejor de todo: vas a recuperar la tranquilidad económica que alguna vez tuviste. Además, empresas como Resuelve tu Deuda pueden ayudarte en tu reincorporación  al sistema crediticio.

quiero asesoría

También te podría interesar: