Mitos de las reparadoras de crédito

Mitos sobre las reparadoras de crédito


En artículos anteriores ya te habíamos contado sobre qué es una reparadora de crédito y cómo funciona. Sabemos que es mucho lo que se habla sobre este esquema para liquidar deudas, así que para darte información que sea confiable y real, compartiremos contigo los principales mitos y verdades de Resuelve tu Deuda.

Mito: Entrar a una reparadora de crédito deja una marca negativa en tu historial crediticio.

Falso. Las personas que recurren a una reparadora de crédito tienen un atraso en el pago de sus adeudos, por lo que ya tienen una calificación negativa en Buró de Crédito. Lo cierto es que Resuelve tu deuda gestiona para liquidar con quita los adeudos de sus clientes, por lo que en la mayoría de los casos estos se harán acreedores a la clave 97; sin embargo, ofrecemos a esas personas la posibilidad de obtener un crédito que les ayude a generar mejor historial crediticio.

 

Mito: Resuelve tu deuda promete “sacar” a sus clientes del buró de crédito.

Falso. Nadie puede borrar la marca negativa en el Buró con la que nuestros clientes llegan al programa, lo que ofrecemos en Resuelve tu Deuda es ayudar a nuestros clientes a volver a generar buen historial mediante un nuevo crédito que se adapte a sus necesidades, lo que a la larga permitirá su reincorporación al sistema crediticio.

 

Mito: Resuelve tu deuda garantiza un descuento del 70% sobre las deudas de sus clientes.

Falso. El porcentaje de descuento sobre deuda que mencionamos en nuestras campañas publicitarias es un promedio del descuento que obtienen nuestros clientes. Sin embargo, dentro de nuestro contrato de prestación de servicios no garantizamos la obtención del mismo porcentaje, ya que esto depende siempre de la institución con la que el interesado tenga el adeudo, por lo que podemos obtener descuentos menores o incluso mayores.

 pagar deudas

Mito: Resuelve tu deuda opera fuera de la ley

Las reparadoras de crédito no son entidades financieras, por tal motivo no estamos sujetos a regulación por parte de CONDUSEF; sin embargo, sí somos vigilados por la PROFECO.

 

Mito: Resuelve tu deuda no se hace cargo de las llamadas de cobranza.

Falso. Lo hacemos. En nuestro Contrato de Servicios se estipula que “una vez firmado el presente Contrato, el Cliente deberá instruir a las Instituciones Financieras o despachos de cobranza para que las comunicaciones relacionadas con los Adeudos se realicen directamente con RESUELVE TU DEUDA”.

Las llamadas de cobranza no desaparecen por completo porque no todos los despachos de cobranza obedecen estas instrucciones, sin embargo, aquellos despachos y asesores de cobranza que se comuniquen con nosotros, recibirán siempre información sobre el status de pago del cliente.

 

Mito: Para ingresar al programa, Resuelve tu Deuda exige a sus clientes un ahorro mensual demasiado alto

Falso. Resuelve tu Deuda otorga asesoría financiera para identificar la capacidad de pago del cliente. Una vez que el cliente analiza las alternativas que le presentamos, él decide la cantidad que depositará mensualmente en su cuenta de ahorro. Del mismo modo, es del conocimiento del cliente que dentro de sus aportaciones mensuales están incluidos los honorarios de la institución donde se encuentra su cuenta de ahorro y de Resuelve tu Deuda.

 

Mito: Resuelve tu deuda roba el dinero de sus clientes.

Falso. Cada cliente conoce perfectamente el esquema de cobro de comisión mensual por concepto de servicios de gestión y negociación cobrado por la Reparadora. En el contrato de servicios se especifica también que Resuelve cobrará una comisión llamada “cuota de éxito” cuando el cliente liquide su adeudo. Del mismo modo, al cliente se le hace saber desde un inicio que debe depositar en tiempo y forma sus apartados mensuales, ya que la Reparadora continuará cobrando comisiones mes con mes aun si el cliente deja de cumplir con su abono durante uno o más meses.

 

Otros artículos que te pueden interesar:


 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *